Zapatos como elemento de distinción.

Zapatos como elemento de distinción.

En una época donde la moda se impone al estilo, y el calzado deportivo se establece como un símbolo de una "supuesta" elegancia que , el realidad, no es tal, llevar un buen par de zapatos supone siempre un toque de elegancia y ahora, más que nunca, de distinción.

Por tanto, apostar por un buen zapato con una piel de calidad (ante, repello, piel de becerro, incluso materiales más exclusivos como el cordovan) y con una buena construcción con cosido Goodyear ( ésta es una de las cosas que diferencian a un buen zapato y que determinan su durabilidad y confort), hará que tanto su look como su salud y comodidad lo agradezcan.

Y recordad, empecemos a vestirnos siempre por los pies.. y completemos nuestro look con buenos complementos de calidad..